ANDRÉS CILLERO DOLZ (1934-1993) / TÉCNICA DE LA IMAGINACIÓN

  • El valenciano CILLERO desarrolló su pintura con unas ideas muy claras respecto a lo que debía tomar como referencia e inspiración del mundo plástico de su época, pero sin desaprovechar la visión global acumulada. 
  • Por lo tanto, sus obras tienen en el color intenso y en un grafismo depurado un ajuste dentro de un plano que sostiene una dimensión determinada de signos y símbolos que conforman el núcleo de un discurso muy equilibrado.  
  • En unas formas de una geometría diversa y en constante cambio, sus significados se manifiestan como resultado de un pensamiento enfocado claramente a sumar perspectivas, comunicaciones y hallazgos de todo orden que afectan a una situación de vida y tiempo.       

 Morir lejos.

No aquí,

donde morir es ya una traición,

más traición que en otra parte.


(Roberto Juarroz) 

JULIÁN CASADO (1928-2014) / ATLANTES DE CRISTAL

  • Decía Francastel que la obra de arte está a caballo entre el plano del pensamiento y el plano de lo real y que parecía muy probable que nuestra época se abriese a una explosión y explotación polisensorial del mundo.

 
  • Para el madrileño CASADO el constructivismo fue su filosofía de explicarse el mundo, armando una trilogía de geometría, espacio y luz, que al constituirse dentro de esos parámetros plasmaba una visión casi sobrenatural.  
  • Sus obras son pensamientos que, a pesar de su concepto racionalizador, fluyen como entidades aéreas, como emanaciones que confluyen con sus rayos luminosos en una estructura a la que va dando las cualidades y propiedades de una epifanía espiritual.   

  • Yo siempre he sido el hombre, amigo fiel del perro,
  • hijo de Dios desmemoriado,
  • hermano del viento.
(Jaime Sabines)

GUSTAVO CARBÓ BERTHOLD (1941) / SON MIS FANTASMAS FAMILIARES

  • Decía Francastel que al construirse nuevos sistemas arbitrarios de visión total se concilian  los problemas de la forma y el color, de la representación y la significación. Eso es lo que ha conseguido en su obra el catalán CARBÓ.  
  • Lo que por supuesto le ha servido para plasmar unas configuraciones en las aparecen los rasgos de unos fantasmas que habitan espacios indeterminados y evidencian una transparencia que la gama cromática tan leve difumina.  
  • Y es así materializado por ese carácter fantasmagórico, que es un sueño plástico que se va desvaneciendo hasta que solamente quedan armazones que anidan pero sin tener donde reposar sus cuerpos deshechos.

  • Quiero decir que no soy enfermero,
  • padrote de la muerte,
  • orador de panteones, alcahuete,
  • pinche de Dios, sacerdote de las penas.
  • Quiero decir que a mí me sobra el aire... 
(Jaime Sabines)

PEDRO CANO HERNÁNDEZ (1944) / VIVO A TRAVÉS DE ELLOS

  • En la pintura del murciano CANO se encuentra un cúmulo casi transparente de espectros que se muestran como un signo de un tiempo que ya ha pasado y que ha dejado estas huellas fijadas para seguir latente.  
  • La capa cromática es sus obras es el pensamiento y la carne de una figuración que se disuelve en la luz, y que define unos valores plásticos que la configuran dentro de un marco estilístico poético y simbólico.  
  • Transmiten además una sonoridad onírica que que se consuma en unas imágenes que se contemplan como un desarrollo de un destino que les estaba reservado, lo que para el receptor se convierte en la memoria de un retorno.  

 Apagarse es morir, lento y aprisa

tomar la eternidad como a destajo

y repartir el alma en la ceniza.


(Jaime Sabines)

ANTONIO BURGOS FRAILE (1947) / CADA VEZ ESTOY MÁS CERCA

 

  • La oscuridad es peligrosa porque en sus aledaños hay algo indefinible y divino que le hace sentirse al hombre el dueño soberbio del tiempo y del infinito. El español BURGOS lo sabe y a través de su pintura lo experimenta.
  • Sus obras tienen la fuerza intrínseca de una concepción plástica sólida y que ha emergido de una labor que se ahonda en un discurso expresivo e íntimo, que usa para confesarse a sí mismo dentro de un espacio cerrado un sueño que hasta ahora había ignorado.   


Su cuerpo no conoce el espacio

porque nunca lo ha ayudado el viento.

(Carlos Germán Belli) 


CAMIL BOFILL (1957) / TODOS REAPARECERÁN

  • La autonomía de lo estético conlleva la independencia del arte con respecto a las exigencias racionales de verdad y moralidad. El arte ha de buscarse en la ilusión y verosimilitud artísticas, lo que, por otra parte, no niega su propia e íntima veracidad. 
  • El catalán BOFILL concibe su labor como un juego plástico en que lo onírico confiere al espacio y a la figuración una estilización refinada que enmarca un ámbito ilusorio de realidades que se han transvasado a lo largo del tiempo.  
  • No hay más claves en sus obras que las sensoriales y míticas, las que sutilmente se entrometen y confluyen en una poética que contagia a la mirada en su don prodigioso y configurador de misterios insondables.  

 En la piel fumigosa de tu historia

turbiamente hallas rastros de casas hoy en ruinas

y amores migratorios.


(Tomás Segovia)

YANG SHAOBIN (1963) / LOS HE VISTO MUY DE CERCA

 

  • El chino SHAOBIN los ha visto y no ha podido borrar de su memoria sus rostros, su fealdad y monstruosidad moral y hasta física. Y nos pide que la lectura que hagamos de estos retratos sea un ejercicio activo y no pasivo. 
  • Su hacer es meticuloso, entre claros y sombras que reflejan unas facciones grotescas, y además con una poderosa capacidad plástica que permite una visión más aguda, más penetrante.
  • Aunque los orígenes de su trabajo sean marcadamente orientales, no por ello dejan de tener asociaciones y vinculaciones pictóricas con los occidentales, con la concepción y enfoque de un marco visual que nos acerca actualmente en sus propuestas e idearios.   
El día 

es tan bello

que no puede mentir;

comemos de su luz nuestro pan de verdad.


(Tomás Segovia)

JUAN FERNÁNDEZ BÉJAR (1946) / ES MI FORMA DE PERCIBIR

  • La pintura del malacitano FERNÁNDEZ BÉJAR obtiene de los magisterios renacentistas y barrocos las maneras de concebir adecuándolas a una idea actual y propia, cuya revisión cromática y esquema figurativo estático y a modo de posado alcanza unas cotas de extraordinario impacto.   
  • Esa pausa configurativa, muy meditada, arranca destellos de una superficie que hace más aguda la visión, más sugerente la definición plástica, más imaginativa y enigmática su concreción.   
  • En definitiva, un imaginario que se depura en un estilo armonioso y expresa un universo que se mide con otras medidas ópticas, con otros términos sensitivos y libres de entrar y pasear entre sus intemporales seres.  

Mi amor por los inviernos mesetarios

es una consecuencia

de que hubiera en España casi un millón de muertos.


(Jaime Gil de Biedma)

NATALIO BAYO RODRIGUEZ (1945) / TODAVÍA NO HAN ACABADO

  • Es legítimo que el aragonés BAYO acomode su mundo plástico a los acordes de un poderoso dibujo y de una estructura cromática que retoma el aura de otros tiempos, pues esa es cosmovisión a la que se ajustan las cualidades de su hacer pictórico.  
  • Quizás vea en ellos un arte que ha avanzado sin despojarse de unas soluciones que todavía, gracias a esfuerzos individuales y excepcionales, siguen vigentes y encuentran nuevas singladuras.
  • Suscitan sus obras una veneración manifiesta por un sueño que mantiene latente y no ha dejado de pertenecer a un patrimonio visual al que ha apelado para su aportación individual, para ampliar una iconografía que está  presente en todo tiempo.   

 Acaso fui yo quien te enseñó.

Quien te enseñó a vengarte de mis sueños,

por cobardía, corrompiéndolos.


(Jaime Gil de Biedma)

SILVIA CALMEJANE (1965) / DESEAN CORONAS FÚNEBRES

  • Sí, cierto, que este tratamiento estilístico tiene antecedentes y además muy sonoros, pero a la francesa CALMEJANE le dota de sentido el volver a configurarlo como un hacer visual transgresor pero capaz de arrastrar el pensamiento. 
  • Son como pensamientos rotos y remotos, primitivos, que demandan una piedad estética antes de que el desgarramiento y la desolación dejen a la humanidad buscando ciegamente a otros ídolos.
  • Sus obras son precisamente esos ídolos que se habían perdido entre las calles de una urbe visionaria, que habían castigado la impiedad y decrepitud con su ausencia y que ahora esta artista vuelve a consignarlos como en plena celebración vital.   

 La saciedad más absoluta

es siempre, apenas, el principio.


(Eduardo Lizalde)

VICENTE ARNÁS LOZANO (1949) / SOY CADA UNO DE ELLOS

  • Al contemplar estas obras es como si el tiempo hubiese dado la vuelta y ya no fuese el mismo, ni siquiera que importase. Lo fundamental es que las imágenes no salen al paso en un espacio que como receptores nos desdobla, estamos dentro y fuera, buscamos su intimidad y al mismo tiempo tememos que nos hayan transportado a otra era misteriosa.   
  • Que Francastel haya dicho que en la pintura el ojo concilia ligeras diferencias entre la definición de las formas mediante el trazo o los contornos y la definición de las formas mediante el color, ya tiene una significación relativa cuando estamos ante una visión como la que nos ofrece el madrileño ARNÁS.  
  • Toda una historia de la pintura está resumida en esas imágenes que forman parten de un imaginario humano que no ha renunciado a amparase en ellas para reflejar su propia condición dentro de otros órdenes y perspectivas, otras inmensidades, otras constelaciones, otros orígenes, otras mentes y pensamientos.

 

La soledad hambrienta devoras las figuras.

(José Ángel Valente)

MARTA PALAU (1934-2022) / CONGREGACIONES DE FUEGO

La catalana PALAU, recientemente fallecida, ha estado envuelta en los orígenes de una cultura autóctona y ancestral americana que ha marcado...